En Familia
  Hagamos Shabat
 La Parsha semanal
Momentos en el Calendario
 Mishna
  Cocina Judia
Artículos
Obras publicadas
Pregúntale al rabino

5/12/2014 5:17:00 PM
CARACAS
La salida de Shabat
6/12/2014 6:09:00 PM
CARACAS

Parasha:

Ajare mot - Kedoshim

 
   
Viernes 19 de Diciembre de 2014       
página principal
 
    
 
Artículos nuevos

 Leyes de Janucá  
 Segulot para Janucá ---- Solo para mujeres  
 Faltan pocos días para Janucá  
 Jánuca y la asimilación  
 Paasha Vaieshev - El silencio del Rabino  
 

.

Kislev, el mes de los milagros


El tiempo no pasa, nosotros pasamos por él.

Viajamos en el tren del tiempo, y cada cierto período hay estaciones, hay meses que su “mazal” no es tan bueno, como Tamuz y Av, época de la destrucción de nuestros Sagrados y tan añorados Templos, los hay regulares como Jeshvan, y los hay con gran fortuna, puesto que su “mazal” es maravillosamente prometedor, como el mes de Kislev.

Kislev, el mes de los milagros de Januca, cada año, en este mes se renueva la fuerza de los milagros; no se trata solamente de lo que ocurrió con los Hashmonaim hace miles de años, porque en la actualidad cada uno de nosotros lucha contra la maldad y la adversidad, y como entonces con la ayuda de D-s, veremos las maravillas y los milagros.
Es el tiempo en que la naturaleza funciona de forma irregular. Los débiles vencen a los fuertes, pocos a los muchos.

Leer más

Los Macabeos eran pocos y débiles, y vencieron al poderoso imperio griego. Nosotros volvemos a ese mismo escenario, donde el terreno está preparado para el milagro.
En este mes podemos pedir por milagros. Matitiahu, el anciano Macabeo y sus hijos no tenían otra elección, debían luchar por su fe por su Torá, por su pueblo o ser arrastrados, exterminados, expulsados de su terruño natal y desparecer como pueblo del mensaje divino.
Matitiahu, enarboló su bandera con el grito “quien esta con HaShem que venga a mí”, al principio se unieron unos pocos, la chispa brotó, no ayudaron los elefantes, los guerreros ni las máquinas de guerra griega, el milagro se hizo, batalla tras batalla hasta llegar a la santa Ierushalaim, y purificar el Templo.

La naturaleza de Kislev es milagro, por consiguiente es natural que en este mes, HaShem haga milagros, solo tenemos que pedir, y eso lo podemos hacer porque no tenemos elección. Este mes puede revertir la situación más difícil, más desesperante en una gigantesca redención.

¿Qué le parece, cree usted que logrará hacerlo?

 
 
Siguenos en facebook
 

o escribenos a:

ionablickstein@gmail.com

Links de interes

Mishna
comentario del pirke abot

 

 
Torah para niños אבוחצירא TorahFax Preguntas al Rabino
 
 
 
 
 
 
Este site fue desarrollado gracias a la valiosa colaboración de la
Familia Grunblatt
Para la elevación del alma de su querido padre
Mordejai (Munia) Ben Tzví Grunblatt Z´L
 
Miercoles 17 de Diciembre



EstadisticaseXTReMe Tracker